Lorenzo Silva, premio Cedro por su defensa de la propiedad intelectual

El escritor madrileño ha sido galardonado por su “labor en defensa a los derechos de propiedad intelectual” con el primer premio CEDRO.

El Centro Español de Derechos Reprográficos (CEDRO), en su firme compromiso por la defensa a los derechos de autor, ha creado este premio CEDRO, que nacen con la vocación de reconocer anualmente la trayectoria de una persona o institución que destaque por defender la cultura en general y los derechos de autor y la propiedad intelectual en particular.

En su primera edición, el premio CEDRO ha recaído sobre el escritor madrileño Lorenzo Silva, a quien la Junta Directiva de CEDRO ha galardonado en reconocimiento a su “labor desinteresada, generosa y valiente que Lorenzo Silva ha desarrollado en los últimos años en favor del respeto a la creación y a la propiedad intelectual”.

La entrega del premio ha tenido lugar el 26 de abril, coincidiendo con el Día Mundial de la Propiedad Intelectual. El acto ha contado con la presencia del Ministro de Cultura Íñigo Méndez de Vigo, quien ha destacado la importancia de “defender los derechos de creadores” como forma de “contribuir a la salud cultural de un país”.

Al recoger el galardón, Silva ha denunciado las dificultades que atraviesa un escritor español para vivir de la literatura, así como la falta de medidas antipiratería. En su opinión, la sociedad “tiene una conciencia mejorable” de la propiedad intelectual. De esta forma, diferencia entre dos tipos de usuarios de contenidos ilegales: los que tienen recursos económicos y los que no.

“Aquellos que no tienen recursos vuelven a poner en evidencia que con un país más inteligente los ciudadanos acudirían a un sistema legal y respetuoso. Hace falta unas bibliotecas públicas bien dotadas y, si hace falta, ocupar espacios en televisión como lo hace la Champions League, por ejemplo”, ha indicado. Respecto a los que sí tienen recursos económicos y piratean, ha asegurado no tener “una posición amable”.

Por su parte, la presidenta de CEDRO, Carme Riera, ha resaltado la necesidad de más ayuda en la lucha contra la piratería y ha puesto de relieve la actual situación de un sector que genera 30.000 puestos de trabajo directo. “Se nos deben compensaciones desde el año 2012”, ha recordado, en relación a la sentencia del Tribunal Supremo que ha declarado nulo el anterior modelo de compensación por copia privada.

La asociación estima en torno a 40 millones de euros anuales la reclamación patrimonial por el dinero dejado de ganar con ese modelo, además de adelantar que esperan que la legislación del nuevo modelo esté lista “antes del verano”.